Panaderías y grafitis en tablas de surf para prevenir el delito en México

panaderias

Panaderías y servicios de grafitis para tablas de surf a cargo de drogadictos rehabilitados marcan el éxito de la estrategia antidelito de México desde hace tres años, explicó hoy en una entrevista con Efe la subsecretaria de Prevención y Participación Ciudadana, Eunice Rendón.

Estos proyectos, enmarcados en un universo de 1.500 que se efectúan en el país, son resultado directo del “cambio de paradigma” en seguridad que comenzó en 2012 y que resalta la prevención al mismo nivel que las acciones de combate tradicional del crimen, señaló.

“A partir de este sexenio, la seguridad se atiende por dos vías”, dijo Rendón sobre el programa de prevención trazado por el Gobierno del presidente Enrique Peña Nieto (2012-2018) y que este año dispone de un presupuesto de 2.015 millones de pesos (unos 122 millones de dólares).

El objetivo es generar un antes y un después como ocurrió en el caso del proyecto del mural gigante del cerro Palmitas, uno de los barrios más peligrosos en la ciudad de Pachuca, estado de Hidalgo (centro), que ahora vive otra realidad al mezclar los apoyos oficiales con el trabajo comunitario, explicó.

“Pinta tu tablita”

Trabajando de la mano de los residentes, miembros de un colectivo artístico en México transformaron ese descolorido barrio en la ladera de un cerro con reputación de campo de batalla entre pandillas en un arcoíris habitable pintando las casas de diversos colores.

Rendón destacó la recuperación de la colonia Nuevo México en Torreón, estado de Coahuila (norte), habitada en su mayoría por personas desplazadas como ejemplo de un cambio “situacional” generado por este programa.

En zonas de alto riesgo de Acapulco, en el estado mexicano de Guerrero (sur) y considerada recientemente la ciudad más violenta del país, el taller “Pinta tu tablita” ha abierto espacios a jóvenes al decorar con grafitis una decena de tablas que serán vendidas próximamente en Miami (EE.UU.), relató Rendón.

Para alejar a los jóvenes de los riesgos y evitar que se metan en asuntos de drogas, existen más de 400 coros de música y 800 proyectos deportivos como el programa “Glorias del Deporte” del fútbol mexicano.

Como ejemplo de la reactivación económica en una comunidad que tiene poco o nulo acceso al crédito, Rendón resalta la creación y operación de la panadería “Pan de vida” operada en Morelia (Michoacán) por heroinómanos “que llevan dos años sin consumir”.

La funcionaria señaló que en México se tienen identificados 107 municipios de alto riesgo, cinco de los cuales están en la capital mexicana, como los principales espacios donde se desarrollan estos programas.

“Nuestro principal objetivo es la juventud y después hay poblaciones que se van sumando, como las viudas, las mujeres en situación de riesgo, que tienen hijos que son jóvenes o van a ser jóvenes”, indica Rendón.

El programa analiza las características de la zona, el problema y promueve una solución que se puede diseñar como “un traje a la medida”.

“No solo vamos a la parte reactiva, sino a la parte social de las causas, para, a partir del origen, empezar a revertir estos fenómenos; hay resultados de largo plazo, pero también a corto y mediano” término, indicó.

Rendón afirmó que al modificarse el contexto social, el entorno físico y las conductas de las personas “en riesgo” se observa un efecto decreciente en la delincuencia.

Como ejemplo destaca la caída del 30 % en la tasa de homicidios dolosos en las áreas donde se ha aplicado el programa, frente al 24 % de disminución en otras zonas del país.

El robo con violencia en poblaciones de más de 100.000 habitantes con programas ha caído en un 24 % frente al 18 % en ciudades similares en población, explica.

Sobre la política contra las drogas, Rendón sostuvo que el Gobierno lo asume como un problema de salud pública en el cual en lugar de criminalizar al consumidor, se trata como un asunto de adicción y de salud pública.

El asunto de las drogas está vinculado al tema comunitario, porque forma parte de los factores de riesgo a los que están expuestos los habitantes de las regiones.

“No es que hay droga y se vuelven delincuentes; es mucho más complejo que eso y así tenemos que atenderlo de manera integral”, sentenció.

Fuente: AVN

Te interesaría

Señal en Vivo

Lo más leído