Diálogos de Paz, una vía para acabar con 60 años de guerra

Crédito de imágenes: EFE
Santos

Para el venidero 25 de febrero se tiene previsto que se retomen los diálogos de paz entre el Gobierno colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc), en la Habana, Cuba. Negociaciones que han sido tomadas con receptividad por el pueblo colombiano, quienes esperan el cese de casi 60 años de conflicto armado.

El debate entre el Gobierno presidido por Juan Manuel Santos y la Farc, ha tenido altibajos, como el plagio del general Rubén Alzate en el pasado año 2014, hecho que produjo el quiebre de las negociaciones.

En un principio las Farc ,manifestaron no saber nada sobre el secuestro de Alzate, pero luego esta postura cambió y admitieron tener en su poder al general activo del ejército colombiano junto a dos personas.

Las circunstancias del plagio generaron sorpresa y suspicacia en el colectivo colombiano. Por primera vez era secuestrado un general del ejército y en el momento del plagio, Alzate se encontraba sin escoltas y tampoco tenia su arma de reglamento, hecho que ocurrió en el departamento del Chocó.

El general colombiano Rubén Alzate, tras su liberación por las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc), renunció al ente militar de ese país.

Las declaraciones las ofreció durante una rueda de prensa ofrecida ante los distintos medios colombianos, donde denunció la violación a los Derechos Humanos y al Derecho Internacional que significó su captura durante 2 semanas. 

Al respecto, el politólogo Carlos Luna dijo a Globovisión Internacional que lo importante de las reuniones de negociaciones para el proceso de paz dadas entre el gobierno de Colombia y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc) es intentar recuperar la confianza; que haya disposición de diálogo de parte y parte que abonen el terreno hacia la paz.

Cese al fuego

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) anunciaron de manera histórica un cese el fuego unilateral por tiempo indefinido, que entró en vigor el 20 de diciembre de 2014, en el marco de los diálogos de paz que mantienen desde hace dos años con el Gobierno colombiano.

“Este cese de fuegos unilateral, que deseamos se prolongue en el tiempo, se daría por terminado solamente si se constata que nuestras estructuras guerrilleras han sido objeto de ataques por parte de la fuerza pública”, dijo la guerrilla en un comunicado en La Habana, sede de los diálogos.

Acuerdo final

Por el momento las delegaciones se mantienen en el Palacio de Convenciones de la Habana. Actualmente está en discusión el desarme y fin del conflicto. La discusión del acuerdo final y consecución de la paz, es parte de lo que se espera, algo impensable para una nación que vive los estragos de una guerra que lleva casi 60 años.

 

Te interesaría

Señal en Vivo

Lo más leído