Academia Nacional de Medicina: Venezuela vive profunda crisis de salud

Crédito de imágenes: Corbis //
medicina

La Academia Nacional de Medicina y la Red de Sociedades Científicas Médicas Venezolanas emitieron un comunicado donde se pronuncian con respecto a la situación de salud que vive el país en la actualidad, situación que catalogaron como “crisis social, política y económica, que ha afectado de manera importante las bases de nuestra sociedad”, y destacaron las “profunda crisis de salud por la que atraviesa nuestro país, que lejos de solucionarse se profundiza cada día más, sin que se produzca un diálogo sincero”.

A continuación el comunicado:

La Academia Nacional de Medicina y la Red de Sociedades Científicas Médicas Venezolanas con motivo de conmemorarse hoy martes 10 de marzo el Día Nacional del Médico, se dirigen al país en ocasión de manifestar lo siguiente:

Se cumple hoy otro aniversario del natalicio del insigne Médico, Dr. José María Vargas, primer Presidente civil de Venezuela, fundador de la Sociedad Médica de Caracas, primer rector de la Universidad Central de Venezuela y fundador de la Cátedra de Cirugía de esta prestigiosa casa de estudios, a quien se conoce como el Sabio de la Medicina Nacional, motivo por el cual se designó esta fecha como Día del Médico en Venezuela.

Una vez más, en este aniversario, vemos a nuestro país sumido en una crisis social, política y económica, que ha afectado de manera importante las bases de nuestra sociedad y los valores más elementales como son honestidad, unidad, responsabilidad, respeto, justicia y tolerancia.

Desde nuestra visión científica, académica e institucional también resaltamos la profunda crisis de salud por la que atraviesa nuestro país, que lejos de solucionarse se profundiza cada día más, sin que se produzca un diálogo sincero y efectivo entre el estado venezolano, representado en las autoridades de salud, con todo los sectores que hacemos vida en esta noble actividad, incluyendo las organizaciones de pacientes, los cuales siempre han estado dispuestos a colaborar para aportar soluciones concretas que puedan resolver en un tiempo perentorio la tan importante crisis que hoy vivimos.

También vemos con gran preocupación, la dificultad de la realización del acto médico bajo condiciones de competencia y dignidad, bien sea por la situación de déficit de atención médica a nivel nacional relacionada a la marcada escasez de insumos y materiales médicos o deterioro de nuestros centros de salud públicos o por el impedimento de realizar el ejercicio de la profesión en la atención de personas heridas producto de alguna manifestación o protestas, a tal extremo que han sido increpados o detenidos colegas que solo han mostrado apego al Código de Deontología Médica y a la Ley del Ejercicio de la Medicina en lo que se refiere a los deberes generales de los médicos, asociados a la no discriminación de pacientes que requieran sus servicios.

El ejercicio de la medicina es un derecho universal, el deber ser del médico se destaca por sus principios de ética y humanidad. Nuestro Juramento Hipocrático se debe mantener, como siempre lo hemos hecho, atendiendo personas sin distinción de raza, credo, religión, ideologías, ni por adhesión a partido político o posición social, según lo estipula el Artículo 3° del Código de Deontología Médica en Venezuela.

Nuestro norte seguirá siendo los pacientes, y por ende nos sentimos en la obligación de defender el derecho a la salud y la vida, contemplado en el Artículo 83 de nuestra Constitución Nacional, el cual se debe recordar en forma permanente.
Por último, exhortamos a todos los Médicos Venezolanos a no decaer y por el contrario continuar con dignidad la labor ética y humanitaria que les caracteriza, siguiendo el ejemplo histórico de nuestro Maestro José María Vargas.

Fuente: Comunicado.

Te interesaría

Señal en Vivo

Lo más leído