Doble amenaza de ébola para mujeres embarazadas en África occidental

Crédito de imágenes: EFE
Ebola31

Las mujeres embarazadas en África occidental viven bajo una doble amenaza frente al ébola: el temor a los hospitales, o el peligro a dar a la luz en casa, con el riesgo de contagio.

En el centro de la capital de Sierra Leona, Freetown, en el barrio “Magazine”, desde donde se ven las miserables casuchas de Susan’s Bay, el personal del dispensario de Mabella se lamenta el viernes en sus locales vacíos, frente a la mezquita.

“Las pacientes tienen miedo de nosotros. Ya no vienen, a menos de estar verdaderamente enfermos”, dice su responsable, Justina Bangura, exhibiendo el gran registro amarillo donde están anotados los nombres de las parturientas.

“47 partos en julio, 30 en agosto, 25 en septiembre y 27 en octubre”, dice.

Su equipo vio pasar el número de partos a domicilio de siete en julio, a 14 en agosto, y 10 en octubre. Sin ignorar que otras pudieron hacerlo sin que se sepa.

“Se trata de explicar a las mujeres que se arriesgan a la infección y a la muerte pariendo en casa. Pero nos llaman las +enfermeras Ébola+. Entre julio y agosto decían que incluso se les inyectaba el virus. La gente nos insulta y nos lanzan piedras” informa con emoción Eugenia Bodkin.

“Incluso yo, al comienzo, tenía miedo de tocar los pacientes, de palparlos”, dijo la enfermera. “Pero trato de convencerlos: estamos ahí para salvar vidas”.

Te interesaría

Señal en Vivo

Lo más leído